Cuidemos mejor nuestra amazonía

Ernesto Pinto Bazurco Rittler

Se ha desatado una incendiaria campana, a nivel de países industrializados, que reclaman injerencia en la Amazonia. Ello con el pretexto de que el fuego está extinguiendo  bosques. En la última reunión de los G7, o sea de los países más ricos, realizada hace diez días en Paris se llegó a plantear la intromisión en Sudamérica, especialmente en Brasil. Ello fue tajantemente rechazado por el presidente del Bolsonaro. Mas tarde se supo que el presidente de Chile estuvo invitado en Paris y envuelto en estos afanes.  ¿Porque Chile, si ese país no tiene ninguna participación en la Amazonia? Estoy seguro que ninguno de los participantes en la Cumbre de los 7 ha vivido en esa celebre selva, y el propósito de estos políticos se centra en favorecer intereses económicos   para aumentar su poder, Brasil ha reaccionado defendiendo su soberanía y rechazando cualquier inherencia foránea. Nada se ha escuchado sobre la reacción del Perú. Un manejo adecuado aconseja hacer valer los criterios jurídicos que se encuentran dentro de Derecho Internacional. Francia tampoco aceptaría que el Perú se entrometa en regular las emisiones del tráfico en Paris.  Este respeto mutuo es la base para cualquier cooperación internacional, que es necesaria.

Sospechoso es el comportamiento de algunos países ricos, cuando, paralelamente, surgen figuras de pantalla como Greta. La menor sueca – que la presentan como colegial- no dice nada nuevo. Plantea situaciones, pero no soluciones.  No está capacitada para ello. Sufre de un Trastorno Generalizado del Desarrollo (TGD), de carácter severo y crónico, y que afecta a las capacidades de desarrollo conductual, como es la falta de flexibilidad mental ¿Quién maniquea a esta menor trastornada?   ¿Como es posible que, pese a su discapacidad, tiene acceso a los foros mundiales que controlan las Potencias?

Como peruano nacido en el exterior he tenido el privilegio de haber crecido en diversas regiones de la amazonia. Ahí donde la Patria es grande y se canta el himno nacional a todo pulmón en tanto que a la bandera nacional le corresponde el tronco más alto. Ahí aprendí como la naturaleza se repone frente a los las variaciones que se comparten con otros elementos de un gran ecosistema, como son los animales y los seres humanos.  Por entonces los hermanos norteamericanos Roy y Robert Le Torneau, misioneros evangélicos, aparecieron ofreciendo colonización y en compensación obras públicas.

Hay mejores ejemplos de peruanos comprometidos:  Es el caso de Inkaterra, que desde 1975 ha promocionado, en  diversos modos, la región amazónica. No solo para el turismo, sino para la imagen del país. Empresarios privados, como José Koechlin que asumen responsabilidad de conservar la selva , y presentarla debidamente. Recordemos las películas que hizo el mundialmente famoso director Werner Herzog, que han difundido por todo el Mundo el espíritu que anima a quienes se comprometen con la fuerza de una naturaleza que no cesa un minuto en encantarnos y desafiarnos.

Hay diversas opiniones científicas sobre el Cambio Climático, como también comportamientos políticos distintos.  La revista Science, afirma que desde   hace entre 3000 y 4000 años el hombre es activo talando bosques para la agricultura y la crianza de animales.  Lo malo está en que esto se ha convertido en una herramienta de los políticos, propiciando protagonismos y negocios para los que desarrollan tecnologías. Nuevamente se refleja en esta problemática que el mundo se divide entre ricos y pobres. Entre los que quieren imponer conductas a otros, y los que se mantienen desinformados.

En pocos días el asunto va a cobrar aun mayor relieve. En Alemania, que es la locomotora de la Unión Europea, el día 20 se van a proponer profundas reformas ambientales. Por la misma fecha en las Naciones Unidas en Nueva York se examinare el tema: con presencia de Greta y el Perú.

Todo esto atañe especialmente a los peruanos. La mayor parte de nuestro territorio lo podemos considerar como amazónico. No obstante, no se ha visto ninguna reacción de nuestra Cancillería ante las ambiciones de potencian extranjeras de formular conductas y vender tecnologías. La respuesta debe ser tanto en el ámbito diplomático multilateral como en el campo bilateral. No obstante, nuestra costosa Representación ante la Unión Europea en Bruselas, parece que no existiera. Tampoco nuestras misiones en Alemania que albergan a cerca de una docena de funcionarios, han podido responder adecuadamente a una campana de prensa en la que incluso en titulares sensacionalistas. aparece el territorio peruano en llamas. Basta ver la foto de este diario popular alemán que  muestra el Peru y la amazonia  ardiendo  calificandola  como “nuestra tierra”.

No hay peor Política Exterior que la de no mostrar acciones concretas sobre temas internacionales. Esta ausencia se refleja en la carencia de iniciativas en temas que, sin duda, nos afectan.