¿Cuánta es la ayuda en Latam?

Latinoamérica debería asegurar que todos sus habitantes tengan mínimo 5,5 dólares diarios durante la crisis, según el plan de renta básica temporal propuesto por la ONU el jueves pasado. Es algo para lo cuál no parece estar preparada esta región.

El Perú otorgó dos veces 220 dólares a miles de familias pobres y un bono del mismo valor a trabajadores independientes, pero las ayudas terminaron a comienzos de julio con el fin del confinamiento.

En Brasil, desde abril trabajadores informales, desempleados y población desfavorecida reciben 110 dólares.

En Bolivia, el Gobierno interino propuso un Bono Salud por 72 dólares al mes, mientras que el Movimiento Al Socialismo (MAS), con mayoría parlamentaria, quiere 145 dólares mensuales. 

En Ecuador desde abril hay un «bono de protección familiar» en principio para 400 mil familias, cifra duplicada cuando el Gobierno integró a 550 mil beneficiarios más para que cobraran 120 dólares.

Desde mayo, Chile ayuda principalmente a trabajadores informales y mayores de 70 años con tres mensualidades que, tras una actualización en junio, otorga entre 104 y 126 dólares por persona dependiendo del tamaño de la familia, lo que beneficia al 80 % de los hogares más vulnerables.

Colombia creó un subsidio de 47 dólares para 3 millones de familias, inicialmente por tres meses y extendido hasta junio de 2021. Un proyecto de «Renta Básica de Emergencia” transformaría ese subsidio en un salario mínimo mensual (240 dólares) para un 60 % de la población.

En Venezuela, el Ejecutivo de Nicolás Maduro entrega hace años bonos en dinero y alimentos que apenas alcanzan los 2 dólares mensuales y están ligados a  un carnet.

En Argentina hay bonos alimentarios mensuales de 53 a 79 dólares para 1,5 millones de familias y bonos mensuales de 132 dólares para desempleados y trabajadores informales, para lo que califican 9 millones de personas.
En México se ha impulsado ayudas de 50 dólares a ancianos, becas para estudiantes pobres y aprendices de hasta 110 dólares y apoyos a campesinos de 250 dólares. El Gobierno ha prometido 3 millones de créditos de alrededor de 1.000 dólares a pequeños empresarios y trabajadores.