Pamela Vertiz: ¿Ignorancia política o de conveniencia?

No encontraba un tema para escribir hasta que escuché a la Señora Pamela Vertiz hablar sobre la elección del Tribunal Constitucional y respecto a las declaraciones de Zamir Villaverde. Y fueron tantos los absurdos que dijo, que me dio material para este artículo.

La señora Vertiz dijo que no existió transparencia en la elección del TC y que se produjo una repartija debido a no hubo debate; Vamos a explicarle a la Señora Vertiz lo siguiente; para que los magistrados del TC hayan sido elegidos con 90 o más votos, necesariamente ha habido acuerdo previo entre las bancadas, al cual también se le puede llamar repartija. ¿A qué se le llama en este caso acuerdo? Es el acto por el cual dos o más bancadas seleccionan a un grupo de juristas para apoyarlos y elegirlos magistrados del TC ¿Cómo se hace el acuerdo? Es muy simple: cada bancada busca a un jurista que coincida con su línea ideológica. Por ejemplo, el constitucionalista Cairo (acérrimo defensor de la legalidad del cierre del Congreso por parte del lagarto Vizcarra) jamás hubiera sido apoyado por Fuerza Popular o Renovación Popular y muy probablemente los miembros del partido de Verónika Mendoza (Juntos por el Empleo) sí lo hubieran apoyado ¿Es eso ilegal? ¿Es eso repartija? ¿Es eso componenda? ¡¡¡No!!! Simple y llanamente eso es política, El que a la Señora Vertiz le preocupe que uno de los magistrados elegidos sea supuestamente un conservador que se opondrá a leyes que promuevan la promiscuidad sexual y la homosexualidad en nuestra niñez y apoyará los reclamos de los padres de familia y otros colectivos en ese sentido, es problema exclusivo de ella, no le quita legitimidad a la elección.

La cereza del pastel fue cuando opinó acerca de las declaraciones de Zamir Villaverde, quien afirma que sí hubo fraude electoral, que la Fiscalía había desestimado esta denuncia, que los observadores internacionales habían dicho que todo era transparente y que el mismo JNE había afirmado que no hubo fraude electoral. La Señora Vertiz parece desconocer que los observadores internacionales solo verifican que se instalen mesas, que no hayan personeros a los que se les impida defender el voto de su partido y previo a todo ello que no hayan candidatos a los que se les impida postular o se les persiga por sus ideas políticas y ese tipo de observación no supervisa las firmas falsificadas en las actas de escrutinio tanto las de los miembros de mesa como las de los electores.

La Señora Vertiz pasa por alto el hecho de que es estadísticamente imposible que en lugares como la región Puno,  donde se dio el caso de que en mesas donde Fuerza Popular obtuvo 10, 12 o 15 votos en primera vuelta en la segunda vuelta ya no tuviera ninguno y como consecuencia de ello ningún voto en el centro de votación. Desconozco cuales han sido las pruebas del Señor Villaverde acerca del fraude electoral, pero no se puede tapar el Sol con un dedo, el fraude fue escandaloso y la complicidad de los organismos electorales también lo fue. Esperemos que las pruebas que deberá presentar Zamir Villaverde para corroborar sus dichos arrojen más luces y todos los culpables vayan a la cárcel.