Kurt burneo sobre el presupuesto 2023: “Tenemos que ponernos de acuerdo, y no sabotearnos entre nosotros”

El ministro de Economía y Finanzas, Kurt Burneo, criticó el dictamen del proyecto de ley de Presupuesto Público 2023 propuesto y aprobado por la Comisión de Presupuesto, en el que se incorpora un gasto adicional superior a los S/1 000 millones. “Absolutamente fue una sorpresa ese gasto adicional, eso no lo conocíamos”, dijo.

Kurt Burneo, ministro de Economía, mostró preocupación por el dictamen del proyecto de ley de Presupuesto Público 2023 aprobado por la Comisión de Presupuesto del Congreso.

 “Yo apelo a que en las discusiones que va a haber en el Congreso en los tres días que vienen, finalmente se va a reflexionar y se va a ver que tenemos que ponernos de acuerdo y no sabotearnos entre nosotros”, instó.

En una entrevista con el programa Punto Final, explicó que, si bien se mantiene el monto del presupuesto planteado por el Ejecutivo, el cual asciende a un poco más de S/214 mil millones, se ha incorporado “gastos adicionales no contemplados”; esto es, S/1,164 millones extra para que sean destinados a incremento salarial, incorporación de trabajadores a la planilla y programas sociales. “Absolutamente fue una sorpresa ese gasto adicional, eso no lo conocíamos”, dijo Burneo.

RESERVA DE CONTINGENCIA

Kurt Burneo indicó que el problema reside en que el dictamen establece que el financiamiento provendrá de la Reserva de Contingencia, cuyos recursos, apuntó, ya están distribuidos para la atención de emergencias (desastres naturales), el pase de personal de CAS COVID a CAS regular, entre otros. “La propuesta de la Comisión implica un desequilibrio de gasto que no tiene forma de financiarse”, expresó.

El ministro recordó que la Constitución Política señala que “es indispensable que el presupuesto esté debidamente equilibrado; o sea, que los ingresos sean iguales a los gastos”. “No admite posibilidad alguna de un presupuesto que no presente esas características”, remarcó.

No obstante, Kurt Burneo refirió que están haciendo una última revisión al proyecto del Ejecutivo “para ver en qué medida podemos atender algunas demandas adicionales que tienen un contenido social importante”. “Pero eso se va a hacer siempre manteniendo el equilibrio entre ingresos y gastos”, aseguró.

Por otro lado, el ministro de Economía y Finanzas cuestionó que la citada comisión parlamentaria suspendiera la sesión que se había programado para evaluar seis proyectos de ley del Gobierno que forman parte del plan de reactivación económica Impulso Perú.

Es un “sabotaje”, dijo, no al Gobierno, sino al país. Por ejemplo, tenemos la devolución del Fondo de Estabilización de los Precios de los Combustible desde hace casi tres meses y no se debate en el Congreso”, espetó.

“Apelo a la reflexión de los congresistas respecto a lo que está pasando y las implicancias nocivas para el país. Pero en el momento en que se toma venganza en el sentido de no agendar proyectos que implican la implementación del plan de reactivación en curso, obviamente se está saboteando al país”, sostuvo.

El titular de Economía y Finanzas (MEF) afirmó, además, que está tomando medidas proactivas para “impedir un deterioro mayor de la economía”. Detalló que en el plan Impulso Perú no solo hay medidas de promoción a la demanda, sino también por el lado de la oferta, a fin que a las empresas les cueste menos producir a través de programas crediticios dirigidos a las pequeñas unidades productivas.

COLISION INMINENTE PRESUPUESTO 2023

El proyecto de Presupuesto 2023, por una suma total aproximada de 215 mil millones de soles -unos 55 mil millones de dólares al cambio de mercado ayer- deberá ser aprobado por el pleno a más tardar el miércoles 30 de noviembre o, en su defecto, por disposición constitucional entrará automáticamente en vigencia el proyecto original enviado por el gobierno al Congreso en setiembre pasado.

La noticia, en todo caso, es que los adicionales por valor de 17 mil millones de soles que el Congreso pretendía introducir habría quedado definitivamente de lado. El problema se circunscribe ahora a la reformulación de proyectos específicos dentro del techo máximo del Presupuesto 2023, que hasta el momento ambas partes bajo pena de que se aplique el proyecto original del Ejecutivo si la ley no es aprobada hasta el miércoles.

La Constitución establece que es indispensable que el presupuesto esté debidamente equilibrado y que los ingresos sean iguales a los gastos.